Tetis. La historia de una Nereida.

17464091aa50a02acb80b6ea5503e9c6 Tita

Muchas fuentes en todo el mundo están decoradas con estatuas de ninfas, mujeres desnudas propias del agua. ¿Pero quienes eran las ninfas en la mitología griega? Eran deidades femeninas asociadas siempre a un sitio concreto. No eran diosas propiamente dichas sino espíritus divinos  asociados con la naturaleza cuyo número es realmente infinito. Aún así podemos hablar de dos clases de ninfas: las ninfas de primera clase y las de segunda clase.

Las ninfas de primera clase son a su vez de varias especies pues hay ninfas de montañas, ninfas de bosques y bosquecillos, ninfas de árboles y ninfas de agua.  Entre estas últimas contamos las nereidas, las ninfas del Mediterráneo  y las oceánides, las del océano. Las ninfas de segunda clase son aquellas que guardan relación con localidades o razas. A ambas por igual la gente rendía sacrificios y entre las ninfas acuáticas se destaca una bonita nereida llamada Tetis.

De todas ellas las que más se destacaban eran Tetis, madre de AquilesAnfitrite la más bella de todas, esposa del dios del mar Poseidón y madre de los tritones; por último está Galatea quien se había enamorado del monstruoso cíclope Polifemo.

Sobre Tetis vale hacer una aclaración interesante, ella fue la ninfa más codiciada por el dios Zeus pero nunca tuvo el coraje para seducirla ya que las profecías aseguraban que un hijo de Tetis sería aún más poderoso que su padre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s